andaluz.tv Home Noticias Tiempo Webcams Galeria Terremotos Flightmap
Andalucía
22.02.2020 - 09:26 horas

Denuncian el primer chiringuito de obra en la playa urbana de El Morche

Denuncian el primer chiringuito de obra en la playa urbana de El Morche
El Gabinete de Estudios de la Naturaleza de la Axarquía (GENA-Ecologistas en Acción) ha presentado, ante la Junta de Andalucía, una denuncia sobre irregularidades detectadas en la construcción de lo que es el primer chiringuito de obra que se está construyendo actualmente en la playa urbana de El Morche.

En efecto, en la playa de El Morche (Torrox), a unos 240 m al W del recinto del campo de fútbol de la misma localidad, se está construyendo un establecimiento de servicio de comidas y bebidas, tipo “chiringuito”, en el mismo emplazamiento en el que anteriormente había un establecimiento denominado “chinguito Paco”. La obra cuenta con la preceptiva autorización de la Junta de Andalucía y del Ayuntamiento de Torrox,

Se entiende que esta obra tiene autorización de la Junta de Andalucía, en cumplimiento del Reglamento de la la Ley de Costas de 2014, y en particular, en lo que respecta a sus dimensiones y características, al artículo 69 de dicho Reglamento. Según este Reglamento, se entiende que la playa de El Morche, en este tramo, es una “playa urbana” donde el Reglamento admite que se hagan establecimientos con estructura fija, en una superficie no superior a los 200 m2.

Aunque como organización ecologista no estemos de acuerdo con este tipo de construcciones fijas en el dominio público marítimo-terrestre, asumimos que esta concesión ha debido ajustarse a las prescripciones establecidas por el Reglamento de Costas, pero consideramos que hay elementos de obligado cumplimiento que precisan confirmación:

1.- El establecimiento anterior era un quiosco de 30 m2 y ahora es un establecimiento mucho más grande, tipo merendero, de 300 m2. Necesitamos saber si se ha realizado el preceptivo cambio de establecimiento, es decir, la baja del quiosco y el alta del chiringuito.

2.- Según el artículo 69 del Reglamento de la Ley de Costas, un establecimiento fijo en playa urbana tiene un máximo de 200 m2 de materiales fijos (se entiende que hormigón), de los cuales solo 150 m2 pueden ser cerrados. El resto, hasta 300 m2 es desmontable. Nuestra inspección de la obra nos muestra que han construido unos cimientos de hormigón que cubren los 300 m2 de todo el establecimiento, excepto una cuadrícula de unos 10 m2 que hay en el ángulo SW que queda libre, en cualquier caso una superficie muy superior a los 200 m2 máximos.

3.- Que, además de los cimientos, existen estructuras fijas de hormigón tipo columnas en toda la superficie del establecimiento. Se podría admitir en los 200 m2 de la parte fija (tanto la cerrada como la abierta), pero de ningún modo se puede admitir en la parte abierta y desmontable del resto del establecimiento, hecho que consideramos otro incumplimiento del artículo 69 del Reglamento de Costas.

4.- El borde S del nuevo establecimiento dista no más de 60 m de la línea de pleamar, incumpliéndose así el artículo 69 en cuyo punto 1 establece que la distancia mínima del establecimiento respecto a la línea de pleamar es de 70 m

5.- Según el artículo 61 del mencionado Reglamento de Costas, únicamente se podrá permitir la ocupación del dominio público marítimo-terrestre para aquellas actividades que por su naturaleza no puedan tener otra ubicación. Se da la circunstancia de que al otro lado del paseo marítimo, a pocos metros de esta nueva obra, ya hay establecimientos que pueden ofrecer ese mismo servicio sin necesidad de ocupar el dominio público de forma fija.

6.- No se ha detectado ninguna actuación para asegurar el debido saneamiento de esta instalación, que se entiende sólo es posible conectandose a la red municipal de saneamiento. En todo caso, observamos este hecho para que, en su momento, sea confirmado.

7.- En el apartado 8 del mencionado artículo del Reglamento se establece que la Administración Autonómica debe asegurar, con esta autorización, que esta obra se realice de forma homogénea a lo largo de la playa, hecho que sin duda no puede cumplir porque es la primera obra de estas características.

8.- Entendemos que, tal como establece el artículo 92, una autorización de estas características debe haberse realizado evaluando los efectos potenciales del cambio climático. Si tenemos en cuenta que el tiempo de concesión puede ser de 50 años prorrogable por transmisión, el Estado está asumiendo que protegerá a esta instalación frente a los rigores (inundaciones) previstas por el cambio climático. Consideramos que estas previsiones no aconsejan la autorización de estructuras fijas, que hipotecarán al Estado frente a un bien que, aunque concesional, es privado. Por todo lo cual, tiene a bien.

Por este motivo, GENA-Ecologistas en Acción ha denunciado las irregularidades anteriormente señaladas en el cumplimiento del vigente Reglamento de la Ley de Costas, en la concesión y autorización de obras para un establecimiento de elementos fijos en la playa de El Morche.